TratamientoCaseroAIEPILa estrategia  de  Atención Integral a las Enfermedades Prevalentes en la Infancia (AIEPI), creada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), centrada en el bienestar integral de los niños, busca prevenir la morbilidad y mortalidad infantil de causas prevenibles.

En uno de sus ejes, proporcionan información a la comunidad y familia sobre el cuidado de los niños en casa. Las siguientes son recomendaciones de la estrategia AIEPI para el cuidado de la fiebre, diarrea o gripe en casa:

2.  Si el niño tiene diarrea, incremente la ingesta de líquidos sin interrumpir la lactancia o su alimentación diaria.

3.  Si el niño tiene tos, suministre más líquido y alimentos.

4.  Si el niño tiene fiebre, suministre más líquidos; siga alimentándolos y no los abrigue demasiado. Dele una dosis de acetaminofén para bajar la fiebre. Si es jarabe de 125 mgs por 5 cc, suministre la mitad del peso del niño en mililitros. Si es en gotas, suministre dos gotas por cada kilo de peso del niño.

 

¿Qué hacer si su hijo (a) tiene diarrea?

1.  Se le debe dar al niño más líquido de lo habitual para prevenir la deshidratación, preferiblemente leche materna o sales de rehidratación oral (SRO): disuelva un sobre de SRO en un litro de agua fría, hervida.

2.  No se les deben suministrar bebidas con alto contenido de azúcar, como los refrescos muy endulzados, las bebidas gaseosas, las bebidas hidratantes para deportistas y los jugos de frutas preparados industrialmente.

También deben evitarse los purgantes y estimulantes como el café y las infusiones de hierbas como la manzanilla.

3.  Se les debe suministrar agua combinada con alimentos como arroz y papa, de preferencia con sal. Otra posibilidad es dar agua y galletas saladas ó pasabocas como rosquitas que contienen almidón y sal.

En niños menores de dos meses:

•  Se debe mantener la lactancia materna exclusiva, es decir, no suministrar ningún otro alimento distinto a la leche materna.

¿Qué hacer si su hijo (a) tiene fiebre? 

1.  Dele más líquido de lo habitual.

2.  El uso de medicamentos para bajar la fiebre debe ser considerado en niños que se observan deprimidos, incómodos o no se observan bien. Si ese es el caso, suminístrele acetaminofén (la mitad del peso del niño en mililitros).

3.  Si el niño a pesar de la fiebre se aprecia bien, no es necesario suministrarle medicamento para bajar la fiebre.

4.  Si el bebé es menor de dos meses, se debe continuar con la lactancia materna exclusiva.

¿Qué hacer si su hijo (a) está resfriado?

1.  Se debe evitar el contacto con fumadores; no debe existir humo de cigarrillo dentro del hogar donde viven niños.

2.  Se debe evitar el contacto con personas con gripe. Si esto no es posible, los enfermos deben lavarse las manos antes de tener contacto con los niños y usar tapabocas.

3.  Si el bebé es menor de seis meses, tiene flemas y tos, debe tomar leche materna exclusivamente. Si ya no está lactando debe tomar más agua.

4.  Para aliviar la tos y el dolor de garganta dele a su hijo bebidas aromáticas o té. Si es mayor de dos años de edad puede administrarle miel.

5.  Mantener fosas nasales destapadas, administrando con frecuencia suero fisiológico por ambas fosas nasales y limpiando las secreciones de la nariz.

6.  Evitar el exceso de ropa y cubrir boca y nariz del niño con una bufanda, cuando va a cambiar de temperatura, principalmente en las mañanas y en las noches.

7. Hay que enseñar a los niños y sus padres que al toser y estornudar lo hagan de la siguiente manera:

•  Colocar un pañuelo de papel desechable o papel higiénico sobre boca y nariz al toser o estornudar y posteriormente botarlo a la basura y lavarse las manos.

•  Cuando no sea posible acceder a papel desechable, se debe hacer sobre la flexura del codo.

8.  Se debe ventilar a diario la casa y la habitación del niño enfermo.

9.  Si el niño tiene la nariz tapada prepare una solución salina: un cuarto de una cucharadita de sal disuelta en medio litro de agua tibia y aplíquela en cada fosa nasal para que pueda respirar y comer.

10.  No administre medicamentos, antibióticos o jarabes para la tos a menos que sean formulados por el médico.

Un niño se debe llevar inmediatamente a la institución de salud más cercana, si presenta alguno de estos signos:

1. No puede mamar o tomar líquidos, vomita todo, tiene convulsiones, está como dormida o dormido y no puede despertar; si tiene respiración rápida o dificultad para respirar.

 

Fuente: Rotafolio Estrategia AIEPI - Componente comunitario